Las mejores Plataformas para ver series

Hasta no hace mucho, las plataformas para ver series eran una utopía. Lo normal era que nos sentásemos delante del televisor para ver nuestras series capítulo a capítulo, con días o incluso  una semana de separación entre uno y el siguiente, o para ver la película que echasen en la tele en ese momento. Aunque todavía las hay, hoy dia es normal que con las plataformas de contenidos a la orden del dia, podamos darnos un “atracón de series” en un fin de semana. Pero no siempre ha sido así.

Antes de eso incluso, el ver series y películas era un factor de cohesión social que reunía a toda la familia delante del televisor, ahora es más un entretenimiento individual en el que cada uno elige el contenido que quiere consumir y se lo administra en el ordenador, en la tablet o en su smart TV.

Ver series y películas se han convertido en el sustituto natural de leer libros en el transporte público, en la cama o en las horas muertas entre clases y los capítulos ya no se ven separados sino de una tirada, en lo que se ha dado en llamar un “atracón de series”.

Pero, ¿qué ha hecho que ese cambio en nuestros hábitos sea posible? Obviamente, la rapidísima evolución de las telecomunicaciones en los últimos veinte años y la generalización de la telefonía móvil han tenido mucho que ver. Sin embargo, la verdadera revolución en el consumo de contenidos la supuso la entrada en el mercado, a mediados de la pasada década, de las primeras plataformas de contenidos bajo demanda.

CUÁL ES LA MEJOR PLATAFORMA PARA VER SERIES

Encontrar la mejor plataforma para ver series y/o películas es una tarea relativamente compleja, ya que todas las plataformas existentes tienen sus pros y sus contras, pero nosotros vamos a intentar darte unas pautas para encontrar la que más se adecúe a ti. Para ello, vamos a atender principalmente a cuatro cuestiones:

  • ¿Qué tipo de contenidos ofrece?
  • ¿Son exclusivos estos contenidos?
  • ¿Cuál es el precio del servicio?
  • ¿Cuántas personas pueden conectarse a la vez?

NETFLIX, LA PIONERA

Netflix es una empresa con más de 20 años de historia y ofrece contenido audiovsual a la carta desde 2007. En concreto, dispone de un catálogo de miles de títulos para todos los gustos.

Un impresionante catálogo de series

Está especializada en series. Muchas de ellas son de producción propia y solo están disponibles bajo demanda en su plataforma, como Ozark, Stranger Things, The Politician o Sex Education, entre muchas otras, pero también podemos encontrar producciones de todo tipo procedentes de múltiples canales de televisión de todo el mundo, incluso series ya clásicas de los 80 y 90 como Nanny Fine o El príncipe de Bel Air.

Y también tiene una sección de anime en la que podemos encontrar series y películas jaonesas de animación de los últimos 30 años. Esta sección del catálogo incluye series muy conocidas, como Naruto o Death Note, pero también otras menos famosas, como Hi Score Girl. Además, en 2019 Netflix cerró un acuerdo con Estudio Ghibli, la productora responsable de hitos en la historia del anime como Dragon Ball o El viaje de Chihiro, para que la plataforma pudiera disponer de los animes de Ghibli. Si sois fans del anime, ninguna otra plataforma puede competir con esta.

Películas de producción propia

Por otra parte, en los últimos años se ha convertido en una productora cinematográfica muy prolífica, con centenares de series y películas en su haber, algunas de ellas con suficiente calidad como para ser premiadas. En la edición de 2020, las producciones de Netflix lograron 24 nominaciones a los Oscar y en ellas participaron actores de prestigio como Al Pacino o Robert de Niro.

Aparte de producciones propias, su catálogo incorpora cientos de películas de todo el mundo y se ha convertido en una plataforma de lanzamiento para el cine independiente americano que no consigue llegar a las salas de cine de otros países.

Servicios y precio

Netflix ofrece 3  packs de compra:

  • La opción básica permite ver los conenidos sólo en una pantalla en Full HD por 7,99€ al mes.
  • La opción estándar ofrece la misma resolución de imagen que la anterior pero en dos pantallas a la vez por 11,99€.
  • La opción premium cuesta 15,99€ al mes y permite que los contenidos sean visionados en 4 pantallas de forma simultánea en resolución 4K.

HBO

HBO inició su andadura como canal de tele por cable en Estados Unidos a principios de los 70 y que a lo largo de su historia se ha convertido en el equivalente americano de la BBC en lo que respecta a sus producciones propias.

Pocas producciones, pero de altísima calidad

Las series de HBO siempre están entre las más valoradas por la crítica y el público, su factura es impresionante y cuentan con actores de primera línea. De HBO son, por ejemplo, las celebradísimas The Wire, Los Soprano y El cuento de la criada, y también la exitosa Juego de Tronos, que ha cautivado a millones de espectadores en todo el mundo.

Es por eso que, aunque su catálogo de series es muy inferior en número al de Netflix o al de Amazon Prime,  puede competir con ellas en igualdad de condiciones. ¿La clave?, dirigirse a un público más maduro, menos interesado en lo puramente visual y, a la vez, mucho más fiel que el de sus competidoras.

Películas comerciales y series para niños como complemento

En lo que respecta a películas, su catálogo no es sólo limitado, sino bastante poco interesante en general.  Y lo mismo puede decirse de las series infantiles. Ambas secciones son simplemente un complemento para una plataforma especializada en series para público exigente.

Precio y servicios ofrecidos

HBO dispone de un único paquete de suscripción. Éste permite visionar el contenido de la plataforma en dos dispositivos de forma simultánea por 8,99€ al mes.

 

AMAZON PRIME VIDEO

Amazon Video es la división de contenidos audiovisuales de Amazon, una empresa gigantesca que lleva vendiéndonos todo tipo de cosas desde los albores de internet, y su servicio es gratuito para los usuarios de Prime, la suscripción premium de Amazon. De esa manera, su precio, que además es bastante reducido (4,99€ al mes o 34,99€ anuales)  es uno de sus mayores pros, porque no sólo da acceso a cerca de 1500 series y películas sino que también otorga gastos de envío gratuitos en miles de productos de Amazon y sus afiliados, entre otras ventajas.

Variedad y calidad antes que cantidad

Aunque el catálogo de Amazon Prime es muy amplio (no tanto como el de Netflix pero mucho más nutrido que el de HBO) en él se conjuga la presencia de superproducciones propias como la nueva serie de El Señor de los Anillos y algunas producciones más modestas pero de gran calidad, como La Maravillosa Señora Maisel, Carnival Row o Hunters, en las que intervienen actores de primera fila.

Además, Amazon ha adquirido los derechos de reproducción de muchas series no propias,  algunas de ellas tan míticas como Dr Who, con lo cual se ha asegurado miles de usuarios fieles.

DISNEY +

Disney ha sido el último gigante de la industria del entretenimiento en desembarcar en el mundo de las plataformas de visionado a la carta, y lo ha hecho de la mano de algunos de los lanzamientos estrella de las últimas temporadas: la serie de The Mandalorian, de Star Wars, y las películas y sagas de Marvel.

Dibujos animados, películas y documentales

El catálogo de Disney Plus+ se compone de todas las producciones de la factoría Disney, de Pixar, de la extinta Lucas Films, las producciones de Marvel, las series originales de la FOX y los documentales y reportajes de National Geographic.

Su principal pro es que aúna una propuesta infantil bastante variada i va incorporando cada vez más contenido para personas adultas. Probablemente sea la plataforma ideal para familias con niños pequeños.

Precio

Su precio es de 6,99€ al mes con posibilidad de ver hasta 4 dispositivos a la vez. Mucho más barata que cualquiera de las anteriores.

Contras

Su catálogo aún es muy limitado.

OTRAS PLATAFORMAS

Aparte de las 4 anteriores, existen otras plataformas más pequeñas o aún en ciernes que se disputan cuotas de mercado muy específicas.

Apple, por ejemplo, ha creado su propia plataforma, Apple TV, sólo con contenido original de la compañía, que aún lo tiene todo por demostrar aunque algunas de sus producciones han resultado premiadas en los últimos meses.  Viene gratis durante un año con la compra de un dispositivo Apple, y cuesta 4,99€ para los demás.

En España, por otra parte, se han creado al menos dos plataformas de contenido audiovisual bajo demanda, Filmin y FlixOlé.

Filmin ofrece un catálogo bastante interesante de películas y series nacionales, además de cine europeo e independiente, que es lo que hace de esta plataforma un lugar perfecto para los que buscan películas que no suelen encontrarse en los circuitos comerciales y para los amantes del cine de culto. Además, incorporan películas estrenadas recientemente, aunque pagando un pequeño plus.

FlixOlé, por su parte, está especializada en cine español únicamente.

PLATAFORMAS PARA VER SERIES, ¿CÓMO FUNCIONAN?

La idea del contenido bajo demanda no es nueva. Desde hace ya un tiempo, los principales canales de televisión disponen de la opción de acceder a sus contenidos bajo demanda a través de sus páginas web o, y más recientemente, de sus aplicaciones para móviles. No obstante, aunque la mayor parte de las veces son gratuitos, muchos de estos contenidos suelen estar limitados a los suscriptores del canal.

Algunos proveedores de internet, como Movistar o Vodafone, también proporcionan a sus clientes plataformas de televisión y contenidos propios a la carta, aunque solo están disponibles para clientes de la compañía.

También hasta hace unos años era habitual encontrar en internet sitios dedicados al streaming y la descarga de contenido audiovisual, como Megavideo o Megadede, que disponían de gran cantidad de contenido procedente de los contenidos que compartian los usuarios de la red. Pero estos sitios infringían las leyes antipiratería y en muchos casos sus contenidos carecían de la calidad mínima para que su visionado fuera agradable.

Las plataformas de contenidos son, en cierto modo, un cruce entre ambos conceptos: por una parte ofrecen contenido de múltiples canales o productoras – y en algunos casos también propio y exclusivo- y, por otra, lo hacen de manera legal y garantizando la calidad de esos contenidos. Eso sí, son de pago. Funcionan con un sistema de suscripción mensual o anual, normalmente a un precio asequible.

Y, como todos los contenidos son accesibles a través de internet y no están ligados a ningún otro contrato de servicios, podemos acceder a ellos desde cualquier lugar y con cualquier dispositivo (móviles, tablets, smart TVs, ordenadores…

¿Te ha gustado el post? Déjame un voto


Otros artículos que te pueden interesar

Los comentarios están cerrados.